Mujer deportista en un ‘mundo de hombres’

Quinteto ideal

08.Marzo.2019

Deporte

Soy Sara Revuelta García, tengo 21 años y soy jugadora profesional de Baloncesto en Silla de Ruedas (BSR) en el C.D. Ilunion y en la Selección Española Femenina. 
 
Lo primero de todo quiero explicar el título de este post, el por qué lo llamo ‘mundo de hombres’. Llevo practicando BSR desde los 14 años y juego en un equipo profesional desde los 17. Cuando empecé apenas éramos cuatro o cinco chicas practicando BSR en una escuela junto con unos 30 chicos y cuando ascendí a equipos de mayor categoría he llegado a ser la única mujer en el equipo durante un par de temporadas. 
 
El motivo de esto es que en España no somos suficientes mujeres que juguemos al BSR como para poder jugar en una liga mixta, de modo que se nos “permite” hacerlo en la liga española con los hombres. 
 
No es que yo lo considere un “mundo de hombres”, ni que nosotras lo consideremos así. Sino que generalmente es lo que se considera, por los motivos que tenga cada persona individualmente. Pero ¿por qué hay que ponerle “género” a un deporte si simplemente es deporte?
 
Hacerte hueco en un equipo profesional de BSR como mujer no es nada fácil. Obviamente tenemos desventajas físicas con respecto a los hombres, no porque queramos ni pongamos excusas, sino por pura naturaleza del cuerpo humano. Y aunque se nos concede una reducción de puntuación médico-funcional, sigue siendo muy complicado hacerse respetar en un equipo y que no te traten como “la niña” del equipo. Puede parecer una tontería, ya que el término “niña” puede ser cariñoso, no cabe la menor duda, pero si nos sabemos los nombres de todos los jugadores de cada equipo y en las charlas técnicas les llamamos por su nombre propio, ¿por qué a las jugadoras les mencionamos como “la niña” y no las llamamos por su nombre? 
 
Te acabas ganando el respeto de todo el equipo, está claro. Yo lo hice. Con mucho trabajo, esfuerzo, sacrificio y entreno; al igual que cualquier miembro de un equipo si no curras no te van a respetar. Pero yo creo que simplemente por el hecho de ser mujer cuesta un poquito más ganarte el respeto de tu equipo y de otros equipos. 
 
Esto se puede enlazar con la dificultad aun mayor de que se reconozca a las jugadoras en competiciones importantes. En todos los campeonatos se otorgan diferentes premios: MVP (jugador mejor valorado), máximo anotador y quinteto ideal. En la pasada Copa del Rey 2019, jugada el fin de semana del 23-24 de febrero en Valencia, tuve el honor de formar parte del quinteto ideal de la competición. Personalmente le doy mucha importancia a este premio. No únicamente por el reconocimiento a mi trabajo, esfuerzo y juego, sino porque creo que significa un reconocimiento a todas las mujeres que jugamos a este deporte y que cada día, en cada entrenamiento, nos estamos intentando hacer un hueco en el equipo y ganarnos minutos a base de nuestro esfuerzo. 
 
Recuerdo muy poquitas competiciones que haya jugado con mi equipo en las que hubiese una mujer en el quinteto ideal. Considero que esto significa que los equipos empiezan a valorar el trabajo y rendimiento de las mujeres en el BSR y no únicamente por la reducción que proporcionan al quinteto, sino por el juego que ofrecen en la pista. 
 
En mi opinión, desde que empecé en este deporte hasta ahora se ha evolucionado mucho en cuanto a dar la oportunidad de entrenar, mejorar y jugar a jugadoras en España, pero al igual que en todo, sigue habiendo muchísimo por hacer. 
 
Desde este post quiero animar a cualquier mujer a la que le guste el BSR a que lo practique, que busque un equipo y que, aunque cueste muchísimo al principio, luche y entrene hasta conseguir hacerse un hueco, porque acaba mereciendo la pena. También quiero pedir a todos los entrenadores y clubes que ayuden a que sus jugadoras puedan formarse, aprender y entrenar para que puedan ganarse los minutos de juego.
 
 
 
Sara Revuelta, 
jugadora profesional 
de Baloncesto en Silla de Ruedas
 
 
Compartir

¡Déjanos tu comentario!

Inicie sesión o regístrese para comentar